Síguenos en tu correo electrónico!!!

martes, 21 de febrero de 2012

En Puebla se impulsa una revolución educativa: Maldonado Venegas

Com. Soc. 565

El gobernador ha decidido hacer de la educación el centro de las políticas públicas de su Gobierno: LMV
  • En su comparecencia analizó las brechas que deben abatirse en materia educativa y destacó los logros más significativos
  • Explicó las distintas estrategias para lograr cambios de fondo en el modelo educativo poblano
Después de expresar un amplio reconocimiento a los integrantes del Poder Legislativo en Puebla por las reformas que se han concretado en los últimos meses para actualizar el marco legal en la materia, el titular de la Secretaría de Educación Pública (SEP), Luis Maldonado Venegas, realizó el desglose del informe del sector educativo ante el pleno del H. Congreso del Estado de Puebla.

Acompañado por los subsecretarios y funcionarios que integran la dependencia a su cargo, Maldonado Venegas fue recibido en el recinto legislativo por los legisladores de las distintas fracciones parlamentarias.

Su intervención inició con un resumen acerca del importante papel que el estado de Puebla ha desempeñado en la historia de México en materia de educación, para posteriormente enfatizar los valores y el compromiso que todo gobierno debe tener con la educación en una “agenda compleja y ardua de la época y circunstancias que compartimos”.

En ese entorno comentó la dinámica en la que se encuentra el sistema educativo mexicano, para abordar la complejidad estatal, a partir de reconocer la existencia de más de 14 mil establecimientos escolares en torno a los cuales se movilizan diariamente 97 mil docentes y cerca de dos millones de estudiantes.

En este sentido, afirmó que el “gobernador Rafael Moreno Valle desde el inicio de su gestión, con el discurso de los hechos, ha colocado a la educación en el centro de la agenda de gobierno” en la que el reto fundamental, “al inicio del siglo XXI es el de la calidad, sin dejar de profundizar en la equidad”.

Maldonado Venegas definió a la calidad educativa como la mejora de los resultados del desempeño escolar, alineándose a “estándares de carácter internacional”, abandonando las referencias localistas y sumando a los análisis introspectivos las nuevas realidades que “nos exigen medirnos con y frente al mundo”.

Por ello, aseguró que los objetivos propuestos alientan nuevas competencias y habilidades replanteando el paradigma educativo para promover la innovación y adecuar los planes y programas de estudio a nuevos contenidos y materiales didácticos, así como a la “formación, capacitación y profesionalización del magisterio”.

En este orden de ideas, manifestó que lejos de formular ajustes al proyecto educativo, se trata de “producir una revolución integral de sus fundamentos y alcances, para ponerse en sincronía con los cambios tecnológicos, ecológicos, sociales y de carácter político”.

Explicó que esto implica el “replanteamiento del modelo pedagógico” de uno basado en la enseñanza a uno “anclado en el aprendizaje… se trata de aprender para la vida, pero también aprender a lo largo de la vida”.

Por ello, la política educativa de la presente administración partió de un amplio diagnóstico donde se detectaron distintas “brechas” que deben disminuirse y que se encuentran ancladas en torno al desarrollo de capacidades, competencias, habilidades y cobertura en los grandes temas de: una sociedad democrática, la economía global, las tecnologías de la información y la comunicación, el cambio climático y de los rezagos sociales.

Superar las deficiencias implica fortalecer contenidos educativos e introducir en los planes y programas de estudio los valores que forman ciudadanía, que fortalecen a la democracia y a la cultura de la legalidad, así como introducir la formación de un espíritu emprendedor, sin olvidar que es necesario también reafirmar la identidad a través del patrimonio que existe en Puebla.

En dicho contexto, la SEP produjo y distribuyó 4 millones de libros de texto y material educativo en dichas áreas de conocimiento para educación básica, complementarios a los 12 millones de libros distribuidos por la Conaliteg.

Junto con la promoción humanística de la educación, también se diseñaron estrategias para expandir la conectividad y el uso de Internet, dotando a las escuelas y comunidades con habilidades y equipamiento digital, en este aspecto la cobertura pasó del 28 al 70 por ciento y se inició la instalación de las primeras mil aulas telemáticas, además de entregar 11 mil 500 computadoras a los mejores alumnos de educación superior.

Al referirse al programa de Alfabetización, el titular de la SEP en Puebla manifestó que es el “más ambicioso de nuestra historia” el cual se puso en marcha conjuntamente con la UNAM y la BUAP, dando como resultado, en el primer semestre de su operaciones, que se alfabetizara a 17 mil poblanos en 13 municipios de la región Serdán, extendiéndose en su segunda etapa a 48 municipios.

Una inversión sin precedentes fue aplicada durante 2011 en materia de infraestructura educativa, al destinarse un monto cercano a los mil millones de pesos. “La brecha es grande” manifestó, pues “al arribo de este gobierno nos encontramos que más de la mitad de las instalaciones escolares en el estado presentaban deterioro y carecían de mantenimiento”.

En ese tenor, se atendieron prioritariamente 17 inmuebles en situación de alto riesgo y se puso en marcha el Programa de Redignificación de Espacios Educativos, con el esquema “peso a peso”, que permitió multiplicar la inversión que se aplicó en más de 2 mil espacios educativos.

Destacó que en materia de Educación Media Superior se registra un déficit de cobertura cercano al 30 por ciento, con una deserción escolar superior al nueve por ciento y una eficiencia terminal de 73 por ciento. Por lo que se puso en marcha el Nuevo Modelo Educativo  de “Bachillerato Digital”, mismo que se aplicó a 40 planteles que posibilitan a los estudiantes continuar con sus estudios.

Con el mismo propósito de reducir la deserción se puso en operación el Bachillerato a Distancia, en el cual, tan sólo en el primer semestre, tuvo una matrícula de 947 alumnos.

En materia de Educación Superior, Maldonado Venegas aseveró que existe un gran desafío: “Puebla es la segunda entidad de la República en el número de instituciones de este carácter, y no obstante que nos ubicamos por encima de la media nacional, en 2011 alcanzamos sólo 37.8 por ciento de cobertura”.

Frente a este panorama manifestó que existen diversas estrategias como educación a distancia y la apertura de nuevas instituciones como es el caso del primer campus universitario a distancia ubicado en Boca del Monte, en el municipio de Ajalpan, y destacó que en 2011 se recibieron, además de los reconocimientos de la BUAP, certificaciones federales a 13 Institutos y Universidades Tecnológicas.

En esta estrategia se suma el esfuerzo para “profundizar en la calidad de los servicios educativos de este nivel”, para lo cual se reordenó el esquema de Reconocimientos de Validez Oficial de Educación Superior (Revoes) impulsando un programa progresivo de certificación y la iniciativa de una Ley de Educación Superior “que constituirá la primera en su género”.

Reconoció que el eje del sistema educativo para lograr los cambios que se requieren son los maestros, por ello,  durante el primer año de la administración estatal se logró, junto con la BUAP, que cerca de 25 mil profesores se encuentren en proceso de certificación para fortalecer sus competencias en inglés, matemáticas y uso de nuevas tecnologías, con una inversión de 100 millones de pesos, superior, en sólo un año, a la inversión de toda la administración anterior en este aspecto. Adicionalmente a otros programas de capacitación actualización y profesionalización.

“El primer paso en el país lo ha dado Puebla”, expresó Maldonado Venegas al referirse a la instauración del idioma inglés como una segunda lengua, y manifestó que actualmente existe una matrícula de mil 200 profesores, de diversos niveles, en dominio de dicho idioma mediante el esquema con la BUAP, mientras que en materia de matemáticas se capacita a mil 350 y en habilidades digitales a 15 mil.

En estos aspectos manifestó que es tan importante la formación y actualización como la calidad en las mismas, hecho que debe verse reflejado en el aprendizaje de los alumnos, por ello se suscribió el Acuerdo para el Impulso de la Calidad Educativa, que reintegró a las actividades docentes y de apoyo técnico en 14 programas para la calidad educativa a más de 600 maestros que estaban comisionados.

Asimismo, se modificaron los lineamientos de la Carrera Magisterial y los beneficios salariales de los profesores para vincularlos al desempeño de los alumnos, la productividad y la evaluación universal. En este contexto, Maldonado Venegas realizó un reconocimiento especial al Magisterio poblano y a su dirigencia.

Para finalizar enfatizó que el gobernador Rafael Moreno Valle, “ha decidido hacer de la educación el centro de las políticas públicas de su Gobierno”, esfuerzo que requiere el concurso de toda la sociedad para “cerrar las  brechas que impiden un desarrollo integral del estado y de sus regiones”.




No hay comentarios:

Publicar un comentario